El hígado, la emoción y el dolor

La relación entre el hígado, la emoción y el dolor es algo que vemos en consulta muy a menudo, y seguro que es un tema que cuando mis pacientes lo lean recordaran cada una de mis explicaciones durante las sesiones.

Partimos de la base, una buena valoración estructural, bioquímica y emocional. Algo que os asombra con facilidad a la hora de mis " testajes" y que cuesta relacionar cuando hablamos de lesiones.

¿ Como un dolor de hombro puede aparecer por culpa de un hígado?

¿ como un problema de rodilla puede ser emocional?

No nos debe sorprender a estas alturas que una alteración a nivel psicológico o emocional del paciente repercuta en el funcionamiento del organismo. Dando una explicación básica pero lógica, cuando un paciente presenta un cuadro ansioso, automáticamente aparece una alteración en la biomecánica respiratoria, sobresolicitando el diafragma y por ello, mediante relaciones puramente anatómicas, todas las vísceras se encontraran en estado de tensión, pudiendo ocasionar una disfunción de alguna de ellas.

En este caso, el hígado es una viscera muy importante en nuestro organismo, cuya función es la desintoxicacion y depuracion. Un higado tóxico causa fatiga y mal estar y en pacientes con menopausia afecta a los niveles de estrogenos causando un mal funcionamiento, por ello podemos encontrar mujeres postmenopausia con dolor de hombro.

Principales signos de afectación del hígado de un paciente:

  • Trastornos de la visión, con mala tolerancia a la luz, sobre todo a primeras horas del día

  • Pelo graso y con caspa

  • Piel muy sensible y alérgica

  • Coloración blanquecina de la lengua con mal aliento.

  • Sudor abundante y de mal olor

  • Problemas de mucosas como sinusitis

  • Orina muy oscura

  • Tez apagada sin brillo

  • Fatiga física: cansancio ante esfuerzos pequeños

  • Insomnio

  • Sueño poco reparador

  • Vértigos

  • Digestiones difíciles

  • Fatiga intelectual

  • Migrañas

¿Qué alimentos y hábitos intoxican al hígado?

El hígado se ve alterado por:

  • Consumo excesivo de harinas procesadas

  • Consumo excesivo de grasas saturadas y grasas procesadas

  • Consumo excesivo de alcohol

  • Exceso de medicamentos

  • Exceso de estrés y otras emociones como ira o crispación

  • Mala alimentación en general

En el próximo post, hablaremos sobre la importancia de realizar una limpieza o desintoxicación de hígado y su relación con el tema estructural.

Archivos